El draft internacional podría arruinar los planes de David Ortiz

El ahora ex grandeliga planea formar jóvenes peloteros en su natal República Dominicana

Como muchos grandes peloteros de la historia de Grandes Ligas, David Ortiz no quiere que su carrera en el béisbol termine con su retiro como jugador, que se dio en esta temporada, sino que quiere seguir involucrado en el mundo de la pelota. Algunos eligen ser coach, otros llegan a mánager; pero Ortiz quiere retribuirle algo a su país. En declaraciones a el Listín Diario, un reconocido medio de República Dominicana, “Big Papi” aseguró tener ya planes para los próximos años: quiere abrir una academia de béisbol para jóvenes dominicanos.

El ex medias rojas aseguró que es dueño de unas tierras en Boca Chica, donde están muchas de las academias de béisbol más importantes de ese país, incluyendo varias de la MLB, y que allí quiere desarrollar un proyecto para ayudar a jóvenes prospectos a despegar sus carreras. “Yo quiero que ellos sepan lo que yo sé, pero a esa edad”, afirmó Ortiz. “¡Cuándo yo vi esa bandera de nosotros, en esa pared del Fenway Park, de ese tamaño!… pues yo quiero ver más”, habló, refiriéndose al homenaje que le hicieron de despedida cuando se retiró, y diciendo que quiere ayudar a “esos muchachitos que están subiendo”.

Pero puede que no todo sea color de rosas para ese plan si se llega a concretar la inclusión de la modalidad de draft internacional que está tomando fuerza en las filas de la MLB. Esta modalidad de adquisición de jugadores reemplaza a la tradicional, en la cual los scouts van a los países de origen de los peloteros y se llevan a los jóvenes prospectos, ofreciéndoles a veces contratos por cifras astronómicas.

image_content_6294358_20160302190018

El proyecto consiste en limitar las cantidades en los contratos y reunir a jugadores de varios países en un solo centro de entrenamiento, que idealmente se ubicaría en República Dominicana precisamente, pero que solo albergaría a los grandes prospectos de mejor rendimiento, y deja por fuera a los “diamantes en bruto” que pueden salir de las diversas academias. Si esta modalidad se aplica, los sueños de David Ortiz y de las academias de béisbol en todo el mundo terminarían, pues nadie se llevaría a sus muchachos a grandes ligas, solo a los que son estrellas a simple vista.

Loading...

COMENTA! DI ALGO! LO QUE SEA!